Blog

Músculos Suboccipitales

21/08/2023

Si tenemos que hablar de postura, de dolor cervical, de dolor de cuello, de cefaleas, mareos, inestabilidad y vértigos, migrañas o incluso bruxismo es necesario hablar de un grupo de músculos muy pequeños situados en la base del cráneo.

Dolor de cuello: Músculos suboccipitales

Si tenemos que hablar de postura, de dolor cervical o dolor de cuello en Girona, de cefaleas, mareos, inestabilidad y vértigos, migrañas o incluso bruxismo es necesario hablar de un grupo de músculos muy pequeños situados en la base del cráneo: los músculos suboccipitales.

 

dolor de cuello

 

El cuerpo humano tiene la capacidad de adaptarse constantemente a nuestro entorno gracias a los denominados captores posturales, encargados de mantener en harmonía y en buen equilibrio de fuerzas los órganos de los sentidos como son la vista, el oído, el pie y la articulación temporomandibular.

El estado de tu columna cervical y de sus múltiples conexiones musculares, ligamentarias, articulares, vasculares y fasciales con el cráneo repercute directamente con estos captores posturales siendo de especial importancia un punto de unión: la región suboccipital.

 

Uno de los protagonistas del dolor de cuello esta región son los músculos suboccipitales, formados por el músculo recto posterior mayor, recto menor y oblicuo superior y oblicuo inferior, son 8 músculos (4 por cada lado)

 

Funciones:

 

  • Control fino de los movimientos de la cabeza: Estos pequeños músculos se encargan de controlar aquellos movimientos más pequeños que realizamos con la cabeza como puede ser decir que sí con la cabeza. Una alteración de estos repercute directamente con la calidad y cantidad de movimiento del cuello y cabeza.
  • Dan soporte a la región cervical alta para tu dolor de cuello: Por su origen e inserciones se conectan con las vértebras cervicales altas (C1 y C2) y el hueso occipital del cráneo. Es por esta razón que su alteración repercute directamente con el cráneo y columna cervical, además de afectar a todas sus estructuras adyacentes.
  • Alta concentración de husos neuromusculares: Los husos neuromusculares son receptores sensoriales situados en el interior del músculo que detectan cambios de longitud muscular, transmitiendo la información del estado de longitud-contracción del músculo al sistema nervioso. Esto se traduce en detectores de la postura y del control craneocervical para mantener la horizontalidad de nuestra mirada.
  • Reflejo cefalo-oculo-giro: Los músculos suboccipitales se activan cuando hay un movimiento ocular y cuando escuchamos un sonido. Estos reflejos cefalo-oculo-giro y reflejo vestíbulo-ocular se activan como mecanismo de supervivencia: cuando vas caminando y escuchas un sonido, sin pensarlo hay una respuesta de tus ojos y tu cabeza mirando y girando en esa dirección.
  • Alta concentración de fibras tipo 1 (contracción lenta): Los músculos pueden tener fibras musculares de contracción rápida, que se contraen rápidamente pero se cansan muy rápido, como podría ser al realizar un spring; y pueden tener fibras lentas, que tienen una mayor resistencia, como son los músculos posturales suboccipitales. Están encargados de mantener “la cabeza en su sitio” en todo momento.

 

Junto a los músculos flexores y extensores profundos cervicales son una pieza importante en todo el movimiento cervical y activación de los captores posturales. Pero, entonces, ¿A quién deberíamos estudiar al detalle estos músculos suboccipitales?

 

Funciones

Disfunciones

A nivel anatómico, por su localización, los músculos suboccipitales forman el denominado triangulo suboccipital. En su interior hay un nervio muy importante a tener en cuenta en casos de dolor de cabeza, cefaleas y dolor cervical: el nervio occipital mayor. Su compresión provoca la neuralgia de Arnold (se puede conectar con el nervio trigémino, que está relacionado con los músculos de la masticación y con el bruxismo).

Además, por su proximidad, los músculos suboccipitales están en estrecha relación con una de las arterias más importantes del cuerpo: la arteria vertebral encargada de aportar sangre intracraneal.

músculos suboccipitales

Relaciones ATM

A nivel del sistema nervioso autónomo tenemos los ganglios cervicales, que son un conjunto de axones nerviosos que transportan información vegetativa a tejido conectivo, músculo, piel, vasos y vísceras.

Concretamente, es de relevancia el ganglio cervical superior, situado entre la vértebra cervical C1 y la C4 aproximadamente. Se encargan de enviar parte de la información del sistema nervioso simpático a la región intracraneal y extracraneal, inervando, por ejemplo, los músculos relacionados con el bruxismo

Por lo tanto, una alteración de estos músculos suboccipitales puede perpetuar una sobreactivación de la musculatura mandibular magnificando la aparición de bruxismo

 

Relaciones Craneales

Cuando hablamos de relaciones craneales nos referimos a aquellos cuadros que están relacionados directamente con el dolordolor cervical, cefaleas, migrañas, hernias o protusiones cervicales, mareos y vértigos y, en definitiva, cuadros de alteración de la columna cervical y del cráneo. El nexo de unión es la zona suboccipital.

En esta región suboccipital, ubicado entre los huesos occipital y temporal, hay un orificio de extrema importancia: el agujero yugular o agujero rasgado posterior. El contenido de este agujero es la pieza clave del cráneo ya que por él circula las siguientes estructuras importantes:

  1. Vena Yugular: Encargada de drenar toda la sangre venosa intracraneal y del líquido encéfalo raquídeo
  2. Nervios craneales Vago, Glosofaríngeo y Espinal (hablaremos de ellos en otras publicaciones): Encargados de inervar musculatura de la deglución, trapecios y flexor profundo cervical (ECOM), y inervación parasimpática de las principales vísceras de todo el cuerpo

 

Una rectificación cervical después de un accidente de coche o de moto o un aumento de la curvatura cervical tipo lordosis puede repercutir directamente sobre la región suboccipital y en el agujero yugular.

 

Relaciones Captores

Tal y como hemos avanzado, por sus relaciones con los reflejos oculo-giro y vestíbulo-ocular, la contracción desmesurada de los músculos suboccipitales puede modificar tanto estos reflejos como el posicionamiento de tus cervicales respecto al cráneo.

Ejemplo de ello es que cada día me encuentro más pacientes en consulta con la cabeza ligeramente girada o inclinada. Sin duda, será imprescindible revisar la región suboccipital y el conjunto de estos captores posturales. La sensación de inestabilidad y dolor cervical pueden ser signos de disfunción suboccipital.

 

Como ves, hay muchas razones para cuidar tus músculos suboccipitales y toda esta región cervical. Es por todo esto que si tienes problemas con las cervicales, con tu cuello, dolores de cabeza, migrañas o mareos e inestabilidades te recomiendo que consultes a tu profesional de la salud de confianza como puede ser tu médico, un fisioterapeuta u osteópata especializado en esta región y de la región craneomandibular y dolor orofacial.

Pasa a la acción

Los principales pasos a seguir delante una disfunción de esta zona suboccipital son un correcto diagnóstico y evaluación, educación al movimiento y al dolor, ejercicio terapéutico y un buen uso de la terapia manual. La clave de todo es el diagnóstico

Si crees que te puedo ayudar en desmenuzar estos principales pasos no dudes en contactar conmigo mediante el servicio online o presencial.

Roger Montsant

En línea

Roger Montsant

Hola, ¿en qué podemos ayudarte?

16:18